Diputado brasileño declara sobre compra de vacuna Covaxin

De Agencias

12 de agosto de 2021, 9:00 AM

Compartir

La Comisión Parlamentaria de Investigación (CPI) del Senado brasileño que investiga la gestión de la pandemia por el Gobierno de Jair Bolsonaro, escucha el testimonio del líder del Gobierno en la Cámara de Diputados, Ricardo Barros, sospechoso de estar implicado en supuestas irregularidades en la compra de la vacuna Covaxin.

La diputada federal por el Partido de los Trabajadores (PT), Erika Kokay, publicó en su cuenta en Twitter que Barros tendrá que explicar un esquema se sobornos ante la CPI.

La comisión investiga indicios de corrupción en el contrato entre la empresa Need Medicines y el Ministerio de Salud para la adquisición de 20 millones de dosis de Covaxin, compradas al precio de 1.600 millones de reales (305.990.797 dólares).

De acuerdo con medios de prensa, existen pruebas de sobrefacturación, prepago de 45 millones de dólares a nombre de Madison (empresa asentada en un paraíso fiscal), además de evidencias de manipulación de facturas.

Según indicó el diputado Luis Miranda en su testimonio ante la CPI, en junio pasado, el nombre de Barros habría sido mencionado por Bolsonaro en el marco de las investigaciones sobre irregularidades en la compra de la referida vacuna.

Miranda afirmó que el mandatario sospechaba de las acciones de Ricardo Barros en cuanto a presiones sobre el Ministerio de Salud para favorecer la adquisición del antígeno Covaxin, que produce la empresa india Bharat Biotech.

“Barros ya ha defendido la infección masiva de niños y adolescentes, e incluso ha levantado sospechas sobre la efectividad de las vacunas”, recordó Miranda.

Los senadores que integran la CPI buscan esclarecer el vínculo entre Barros y el empresario Francisco Emerson Maximiano, dueño de Need Medicines y socio de Global Gestão em Saúde, firma que negoció un contrato sospechoso con el Ministerio de Salud cuando Barros era titular de esa instancia.

Barros fue ministro de la cartera entre 2016 y 2018, durante el periodo de gobierno del expresidente Michel Temer.


Compartir