Etiopía acusa de “injerencia” en sus asuntos a 7 representantes de la ONU

De Agencias

1 de octubre de 2021, 9:00 AM

Compartir

El Ministerio de Asuntos Exteriores de Etiopía ha declarado ‘personas non grata’ a 7 representantes de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), por “inmiscuirse” en los asuntos internos y les ha dado 72 horas para abandonar el país.

En un comunicado en Twitter, el ministerio dio a conocer los nombres de las siete personas afectadas, entre las que se encuentran un representante del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), un jefe de equipo de la Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, y un representante de la Oficina de las Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA).

Una vez declarados ‘personas non grata’, los representantes pierden su inmunidad diplomática y deben abandonar el territorio según lo prescrito.

La decisión de expulsar a los siete miembros se produce dos días después de que OCHA informara que “sigue habiendo una denegación de acceso a Tigray para los camiones con combustible y suministros médicos, con camiones que esperan en Semera para pasar a Mekelle”, en medio de la creciente preocupación por la hambruna en la región.

Por su parte, el secretario general de la ONU, António Guterres, dijo estar “impactado” tras la expulsión de los representantes, y agregó que todas las operaciones se guían por los principios básicos de humanidad, imparcialidad, neutralidad e independencia. “Ahora nos dirigimos al Gobierno de Etiopía con la esperanza de que se permita al personal de la ONU afectado, continuar con su importante trabajo”, anunció en un comunicado.

Guerra y hambre en Tigray

La guerra entre las tropas federales de Etiopia y las fuerzas del Frente de Liberación del Pueblo de Tigray (TPLF), que controla esa región, estalló 10 meses atrás, provocando la muerte de miles de personas, mientras que otras han tenido que abandonar sus hogares.

El bloqueo, consecuencia del conflicto, ha imposibilitado el acceso a Tigray para los camiones con combustible y suministros. Según el coordinador de Ayuda de Emergencia de las Naciones Unidas, Martin Griffiths, la hambruna se ha instalado en esa región etíope, donde un “bloqueo de facto” de casi tres meses de duración ha restringido las entregas de ayuda al 10 % de lo que se necesita en la zona.

Según la ONU, en Tigray, 5,2 millones de personas, que conforman el 90 % de la población del lugar, necesitan ayuda para sobrevivir.


Compartir