Canciller de Nicaragua: El deseo compartido de desarrollo y bien común favorece relaciones con China

De Agencias

15 de diciembre de 2021, 12:20 PM

Compartir

El deseo al desarrollo y al bien común compartido por su país y China fue algo esencial para el restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre ambas naciones, manifestó el canciller de Nicaragua, Denis Moncada, en entrevista con Xinhua.

Para el funcionario también fueron determinantes la relación y la identidad política e histórica entre el Partido Comunista de China y el Frente Sandinista de Liberación Nacional, dos organizaciones políticas cuya gestión de gobierno “está encaminada al bienestar de sus pueblos”.

Gracias a esos fundamentos político, histórico y de fraternidad “pudimos restablecer las relaciones entre dos países hermanos, dos pueblos hermanos y dos Estados que se identifican en sus proyectos económicos y sociales para el bienestar de sus pueblos y de la humanidad”, afirmó Moncada.

En su opinión, la nueva etapa iniciada por Nicaragua y China en sus relaciones abre oportunidades muy importantes para el país centroamericano, como un mayor involucramiento en la Iniciativa de la Franja y la Ruta y otros proyectos liderados por la nación asiática para el desarrollo global.

China ejecuta una gama de proyectos de desarrollo que convierten la relación internacional de injusticia, empleada por algunas potencias para mantenerse como poderes hegemónicos de sojuzgamiento, en una relación de equidad, justicia y fraternidad, destacó el canciller.

Para Nicaragua, agregó, esos proyectos e iniciativas “resultan coincidentes con su anhelo de búsqueda y consecución del bien común, del bienestar para el pueblo nicaragüense y de relaciones fraternas, de respeto mutuo, de no injerencia en los asuntos internos con la comunidad internacional”.

Moncada ve convergencia entre las políticas exteriores de su país y de China. Según expuso, los ejes y fundamentos contenidos en la Constitución Política de Nicaragua coinciden con los principios de coexistencia pacífica de China.

Entre estos citó el respeto mutuo, la no injerencia en los asuntos internos del otro, y la cooperación y la ayuda mutua para tributar a un desarrollo sostenido integral.

El canciller contrastó el carácter excluyente de otros con el carácter multilateral de las iniciativas o mecanismos promovidos por China, como el Foro China-CELAC, que une al país asiático a la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños.

En ese sentido, abordó la actualidad de la Organización de Estados Americanos (OEA), ente cuya carta denunció el país centroamericano por “servir de instrumento político y diplomático para justificar las agresiones y la injerencia de Estados Unidos en América Latina y el Caribe”.

Moncada se refirió también a la llamada Cumbre por la Democracia convocada por Estados Unidos y la calificó de injusta y contradictoria, en tanto fue organizada por un país que “violenta el derecho internacional” y “transgrede la carta de la Organización de las Naciones Unidas” para agredir a otros países.

Convocan a una reunión sobre la democracia para seguirse autoerigiendo “como los abanderados de la democracia, de la libertad, de los derechos humanos, cuando realmente no tienen la mínima autoridad moral para decirles a otros países qué hacer en esos términos”, acusó Moncada.

El canciller nicaragüense afirmó que su país es víctima del andamiaje mediático de Estados Unidos y las potencias occidentales. Criticó que los medios de comunicación refieran una Nicaragua “sin libertades y antidemocrática”, cuando la realidad, dijo, es otra.

Estados Unidos y sus aliados no aprueban la existencia de “Gobiernos como el de Nicaragua, progresistas y que buscamos cómo avanzar para el bien común y el bienestar de la población”.

Por eso, aseguró, “utilizan toda su capacidad mediática para distorsionar la realidad, mentir, confundir y engañar”.

Nicaragua seguirá comprometida con sus objetivos de progreso y justicia social, y los escenarios de cooperación e intercambio que podrá establecer con China serán muy beneficiosos para el cumplimiento de estos, subrayó el canciller.


Compartir